Ricky Martin posa con sus hijos en 'Vanity Fair'

A sus 40 años, Ricky Martin vive su momento más dulce. El cantante vuelve al trabajo con el musical 'Evita' en Broadway, disfruta de su reciente paternidad y es feliz junto a Carlos, su novio. Ahora acaba de conceder una entrevista en exlusiva a 'Vanity Fair', donde posa por primera vez con sus mellizos, Matteo y Valentino, de tres años.

En esta entrevista, el cantante habla de cuestiones íntimas de su vida privada, como su homosexualidad,que reconoció públicamente en 2010. El artista obtuvo lanacionalidad española en 2011, y como ciudadano de este país se muestra muy sensible a un posible cambio de la Ley del Matrimonio Homosexual: "Si tocan la ley del matrimonio gay, ahora, como ciudadano español que soy, me levantaría y me uniría a mi comunidad".

Martin cuenta que también tuvo relaciones con mujeres y que se enamoró de ellas: "Había amor, pasión. No me arrrepiento de nada, de ninguna de las relaciones que viví, me enseñaron mucho, tanto hombres como mujeres".

Es la primera vez que Ricky Martin accede a dejarse fotografiar con sus hijos y con Carlos, el puertorriqueño que es su pareja desde hace cuatro años. De su relación con él cuenta que goza de una complicidad, de un entendimiento y, a la vez, de una libertad incomparable.

Ricky Martin posa junto a sus hijos

El cantante habla también de cómo escogió a la donante de óvulos madre de sus hijos: "Vi la foto y me dije: ¿Quién es esta mujer tan angelical, tan transparente?". Y rechaza la expresión 'vientre de alquiler'. "Yo no alquilé un vientre. Esa expresión la utilizan los fundamentalistas conservadores. Me prestaron un vientre. No pagué por él". El puertorriqueño asegura que se siente muy unido a ella: "Le daría la vida a la mujer que me ayudó a traer a mis hijos al mundo".

El musical 'Evita', su nuevo proyecto profesional, con el que está muy ilusionado, se estrena en Nueva York el 5 de abril.

MÁS EN MSN

- Video: Ricky Martin posa feliz con sus gemelos

- Todas las imágenes de Ricky Martin en Bing

- Ricky Martin regresa para conquistarnos