Busca por internet el formato de un diploma. En una cartulina escribe con letra bonita 'Al mejor papá del mundo'. Haz una decoración alrededor con rotuladores de colores y ponle tu firma abajo. Pide ayuda a tu madre para quemar la base de una vela roja y fina y, cuando la cera esté deshecha, apriétala contra el diploma como si fuera el sello.