ALICANTE, 3 (EUROPA PRESS)

El consejero de Sanidad, Luis Rosado, ha asegurado que el hotel Diamante Beach de Calpe (Alicante), en el que se han detectado ocho casos de legionela, y donde el pasado enero tres ciudadanos británicos fallecieron por esta enfermedad, disponía de certificaciones de varias empresas de reconocido prestigio internacional y nacional que avalaban que el establecimiento "carecía" de la bacteria entre un brote y otro.

Rosado ha realizado estas declaraciones a los periodistas momentos antes de ofrecer una conferencia en el Colegio de Médicos de Alicante, y al ser preguntado sobre los ocho nuevos casos de legionela detectados en el hotel Diamante Beach de Calpe, el mismo establecimiento en el que el pasado enero 19 personas se contagiaron de esta enfermedad, tres de las cuales perdieron la vida.

Así, el consejero ha explicado que ha habido un brote epidémico de legionela en el referido hotel y se ha procedido al cierre del centro en el que se ha producido.

"Se está haciendo todo de una forma ordenada y correcta desde el momento en que se ha determinado la existencia del brote. Algunos pacientes están ingresados tanto en Madrid como en la Comunitat Valenciana, por lo que estamos coordinados y sabemos que no existen casos de especial gravedad, pero la contingencia del brote ha obligado a cerrar el hotel con el fin de que no se produzcan nuevos contagios y para aislar de alguna forma el germen en ese centro", ha agregado.

"PRUEBAS FEHACIENTES"

Ante la pregunta de cómo ha podido fallar para que seis meses después de los primeros contagios haya habido otro brote de la enfermedad, Rosado ha manifestado que "existen pruebas fehacientes de que había ausencia de gérmenes validadas por hasta tres empresas diferentes de máximo nivel en el control de la legionela, precisamente porque los centros hoteleros están especialmente vigilados en la Comunitat".

"Cuando estaba abierto era porque tenía todas las garantías", ha resaltado, al tiempo que ha incidido en que "existen certificaciones de varias empresas de reconocido prestigio internacional y nacional que avalaban que en ese momento el hotel carecía de legionela", si bien ha señalado que la citada bacteria es "un germen que desaparece y en determinados momentos reaparece en algunos lugares en que no ha podido ser detectada". "Es una cosa que sucede con relativa frecuencia", ha añadido.